Curtiduría real holandesa Hulshof

Tratamiento de complejas aguas residuales de una curtiduría con tecnologías de Paques

La curtiduría real holandesa Hulshof se fundó en 1876. Es uno de los principales productores europeos de cuero para tapizados de alta calidad, procesando muchos miles de pieles cada semana para la industria del mueble y de la aviación. La producción y especialmente el acabado del cuero se realizan en la curtiduría real holandesa.

Impulsado por el deseo de reducir la cantidad de residuos sólidos producidos y por las crecientes exigencias en cuanto a la eliminación de sulfatos, cloruro y nitrógeno, en 2001 Hulshof externalizó el tratamiento de sus aguas a Waterstromen BV. Paques construyó una nueva planta para Waterstromen a dos kilómetros del pueblo de Lichtenvoorde, donde está ubicada la curtiduría.

La nueva planta consiste en el tratamiento anaeróbico de lodos y aguas residuales, combinado con la oxidación biológica de sulfuro y el proceso de eliminación de nitrógeno de Paques. Se procede a la remoción de DQO, sulfato, sulfuro, cromo y nitrógeno hasta niveles bajos. La cantidad de residuos sólidos se redujo significativamente con respecto al tratamiento físico/químico anterior. El biogás generado en el proceso de tratamiento se utiliza para producir electricidad.